Según informaron algunos padres, la institución educativa funcionaría hasta diciembre del 2019 y no comenzaría el ciclo lectivo el año entrante.

Al día de hoy, son más de ochocientos los alumnos que asisten a clases en los tres niveles de educación. Denuncian que no reciben – de la Dirección de Escuelas – la subvención que debe recibir acorde a la cantidad de alumnos.

A raíz de las insuficientes subvenciones de Dirección General de Escuelas, el tradicional Colegio María Teresa, ubicado en el corazón del Parque Pereyra Iraóla, podría dejar a estos alumnos sin clases en 2020.

Por otro lado, agrava la situación la pérdida del poder adquisitivo de los padres debido a la crisis que traviesa nuestro país. A pesar de tener cuotas mucho más bajas que otros colegios de la región, se hace insostenible el pago a tiempo de las mismas. Los valores van de los $1.200 mensuales a los $1.700 pesos.

Así lo afirmó Roberto, padre de alumno de la institución, en diálogo con Classique:

AIRE – Lunes a viernes de 7 a 10 (FM 106.5)