Compartilo:

Al igual que el viernes, los metrodelegados vuelven interrumpir el servicio para reclamar el ingreso de trabajadores en las boleterías de la línea E.

Todas las líneas de subte y Premetro pararán mañana entre las 5.30 y las 10.30 en reclamo por la incorporación de personal en las nuevas estaciones de la línea E, que va desde Plaza de los Virreyes hasta Retiro.

Así lo decidió ayer el plenario de delegados de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro (Agtsyp), que lidera Roberto Pianelli, que pide sumar más empleados en las nuevas estaciones de la línea E “en cumplimiento de los acuerdos que establecen la obligación de incorporar el personal correspondiente en estos espacios”, según indicó un comunicado.

Se trata de las estaciones Correo Central, Catalinas y Retiro, que extendieron el trayecto de la línea E desde su antigua cabecera en la estación Bolívar, en mayo último.

El paro de mañana será el segundo que realicen los metrodelegados de cinco horas de duración como parte de su plan de lucha.

La última medida de fuerza había sido el viernes pasado, entre las 13 y 17, luego que fracasara una audiencia entre el gobierno porteño, la empresa Metrovías y los gremialistas en la Subsecretaría de Trabajo.