El Concejo Deliberante aprobó una modificación del sistema tributario en el marco de la pandemia de coronavirus. Se trata de una suba que va entre un 20 y un 100 por ciento 

Los comercios y empresas que no fueron afectados por la cuarentena y pudieron seguir en actividad durante el confinamiento, tendrán que pagar entre un 20 y 100 por ciento más por Tasa de Seguridad e Higiene (TISH).

Así lo resolvió el Concejo Deliberante local. El cambio tributario propuesto por el ejecutivo establece un incremento de las alícuotas máximas, modificación en las tasas por inspección de seguridad e higiene por el termino de 180 días para telefonía móvil, cable e internet, bancos y servicios financieros, servicios de seguros patrimoniales, servicios de seguro de salud e hipermercados de venta minorista.

Cabe destacar que el proyecto fue aprobado por unanimidad. Y todos los testimonios durante el encuentro rescataron el carácter solidario y compensatorio en un contexto crítico para la economía municipal.