El presidente aseguró que durante su Gobierno la Argentina volvió “a insertarse en el mundo después de que muchos dirigentes dijeran que eso era algo malo”.

“Todo eso está empezando a funcionar, lleva tiempo, claramente, pero está empezando a funcionar. Nosotros no veníamos a esto, no veníamos a crear las bases, pero tuvimos que hacerlo”, sostuvo el mandatario.

Lo expresó al encabezar en Bragado el acto de inicio de la construcción de una nueva unidad operativa de gran escala de fábrica de locomotoras y vagones, con inversión rusa.

El jefe de Estado brindó declaraciones junto a la gobernadora de la provincia, María Eugenia Vidal, y al ministro de Transporte, Guillermo Dietrich. Allí Macri confió en que las políticas de Cambiemos “empiezan a marcar un rumbo definitivo”.

“Los argentinos volvimos a insertarnos en el mundo después de que muchos dirigentes nos dijeran que el mundo era algo malo, algo peligroso y que teníamos que aislarnos”, agregó.

El jefe del Estado remarcó que “los Argentinos volvimos al mundo después de décadas que nos dijeron, los dirigentes que conducian el país, que el mundo era un peligro, algo malo y que teniamos que asilarnos para protegernos”, y continuó: “Y nos dimos cuenta de que eso no estaba funcionando y ahi dijimos ‘tenemos que cambiar’ porque asilados no progresamos”.

Al hablar en localidad de Bradado, junto a la gobernadora María Eugenia Vidal, el Presidente consideró que “el progreso fue al rededor de  toda la región, vimos progresar a Chile, a Paraguay, Uruguay, Brasil, Colombia y Perú, y nosotros que eramos los lideres de la región no estabamos progresando por estar aislados”.

Por su parte, Vidal destacó que el gobierno nacional “muestra hechos concretos”, como la obra de la nueva fábrica ferroviaria de Mechita.

“Estamos viendo los frutos de haber puesto un esfuerzo constante, dedicado, transparente, sin soberbia, convocando al mundo a acompañarnos y diciéndoles a los argentinos ‘vamos que podemos'”, expresó la mandataria bonaerense al acompañar al Presidente durante el inicio de obras de una planta de la empresa rusa Transmashholding (TMH), en esa localidad del centro provincial.

“Hemos recorrido con Mauricio la provincia para recuperar la confianza de lo que somos capaces de hacer, y también para recuperar la confianza del resto del mundo”, expresó la gobernadora.

Remarcó que “cuando vemos a Mauricio reunido con presidentes de distintos países, o cuando vimos en las reuniones del G20 mesas largas de trabajo, nos parece algo lejano y no entendemos que detrás de cada encuentro donde él le cuenta al mundo quiénes somos y qué queremos los argentinos, hay hechos concretos como estos, que se traducen en confianza”.

En ese marco, Vidal expresó que “si hay algo que hizo patria en la Argentina son los trenes: muchas ciudades y pueblos como Mechita se construyeron a partir de una estación de tren”, y añadió que “primero fue por la confianza de otros países del mundo, como los ingleses, y hoy Rusia confía en nosotros para recuperar este lugar”. Expuso que ello significa que “entre todos estamos pudiendo más”.

Luego, aseveró que la nueva fábrica ferroviaria “estará acompañada por una nueva escuela secundaria, un jardín de infantes y más de 200 inscriptos para la Tecnicatura en Mantenimiento Ferroviario, que se sumaron”.

Sostuvo que “no se trata de hacer lindos discursos sino de mostrar hechos concretos, porque había mucho abandono en estos trenes que nos enorgullecieron por décadas”, y enumeró que había “talleres parados y estaciones abandonadas, pero nosotros ya pusimos 75 en valor”.

Cuestionó Vidal que “lo que no se veía, como las vías, no se hacía. Es fácil comprar vagones. Pero nosotros hicimos 120 km de puesta en valor de vías de trenes de pasajeros, hicimos el Viaducto Mitre y estamos haciendo el San Martín”.

Más tarde, habló “a todos los argentinos y bonaerenses que sabemos de sus preocupaciones, pero también queremos mostrarles esto, porque es más trabajo, porque es el camino”, y agregó que “este no es el único caso, esto pasa en todo el país”.

“Queremos que todos sean parte, de verdad y para siempre; no con carteles o discursos, sino con hechos concretos que hagan que nuestro esfuerzo esta vez valga la pena”, finalizó.