Compartilo:

Actuaron dos jóvenes que entraron por el balcón. La víctima vive con su hija de cinco años, pero no estaba en el lugar en un departamento de 24 entre 35 y 36, del barrio de La Loma.

Una médica que vive en el primer piso vio su descanso interrumpido por dos delincuentes que la redujeron, le robaron varias pertenencias, abusaron de ella y luego escaparon a bordo de un vehículo que le un amigo le prestó a la víctima por unos días.Fuentes oficiales informaron que la joven fue sorprendida por dos desconocidos que ingresaron por una de las ventanas del departamento. Se desconoce si se hallaban armados.

Por medio de amenazas la obligaron a permanecer callada. Los mismos voceros indicaron que la sometieron a una práctica sexual para después dedicarse a recolectar un botín que constó de dos televisores, dinero en efectivo, las llaves del departamento y también las de un Volkswagen Gol Trend de color verde, con el que huirían más tarde. A los electrodomésticos los bajaron por la escalera. Mientras uno se quedaba con la médica, el restante cargaba el vehículo, que estaba estacionado en la puerta.

En cuestión de minutos cargó el auto y escapó junto a su cómplice con rumbo desconocido. La testigo refirió que se trataba de “un joven a quien a pesar de estar encapuchado se le veía el rostro”. Entre tanto, la damnificada del deleznable asalto se recuperó y dio aviso a las autoridades y a su familia.

En el caso tomó intervención la UFI Nº 3 a cargo del fiscal Marcelo Martini.