Conectate con nosotros

Nacionales

Apartaron al juez Gustavo Hornos de la causa de la mesa judicial por sus visitas a Mauricio Macri

Los mismos camaristas que tomaron la decisión, Eduardo Riggi y Juan Carlos Gemignani, habían resuelto lo contrario hace menos de dos semanas

La Cámara de Casación Penal apartó al juez Gustavo Hornos de la causa por la llamada mesa judicial macrista en una resolución que tendrá fuerte impacto en otras causas. 

Hace doce días, los camaristas Eduardo Riggi y Juan Carlos Gemignani, habían decidido que Hornos debía seguir interviniendo pese a que él mismo se declaró “por razones de decoro”. 

La querella de Fabián de Sousa, uno de los dueños de Oil Combustibles que estuvo preso en el penal de Ezeiza, insistió en el pedido de apartamiento. Los abogados de De Sousa, Alberto Beraldi y Ary Llernovoy destacaron que Hornos estuvo seis veces en Casa Rosada y dos en Olivos, que las visitas se ocultaron. 

Asimismo, Hornos admitió que tenía una relación social con Mauricio Macri, por lo cual existe una evidente sospecha de parcialidad. 

El implicado estuvo de acuerdo en apartarse por lo que Riggi y Gemignani terminaron aceptando que el camarista de Casación no intervenga más en el caso en el que Macri es el principal imputado. 

Esta acción implica que los dos visitantes de Macri –Hornos y Mariano Borisnky– van a estar limitados para intervenir en la mayoría de las causas, incluso anteriores,  como en el caso relacionado con el ARA San Juan.

Además,  habrá efecto en la causa penal y en el proceso en el Consejo de la Magistratura contra Hornos y Borinsky, debido a que hay dos camaristas que están corroborando el posterior ocultamiento y el impacto en la imparcialidad de los magistrados.

Quedó determinado, bajo la instrucción de la jueza María Romilda Servini,  que en la mesa judicial, que se centra en Macri y las amenazas y extorsiones a los accionistas del Grupo Indalo, causa en la que está prófugo el principal operador del gobierno macrista, Fabián “Pepín” Rodríguez Simón, no pueden intervenir dos magistrados que son amigos sociales del expresidente. 

En el texto del fallo se mencionan los hechos que se conocen desde hace rato:

* En febrero se supo que los camaristas Hornos y Mariano Borinsky visitaban regularmente al ex presidente Mauricio Macri durante su mandato, en Casa Rosada y Olivos.

* En el listado que se le entregó al Poder Ciudadano las visitas se omitieron, por lo tanto hubo un ocultamiento. Luego El Destape reveló también que Hornos y Borinsky iban a Olivos.

* En un plenario de la Casación, Hornos admitió que mantenía una relación social con Macri.

* Además, en las actas de ese encuentro de Casación se omitió ese reconocimiento de Hornos.

Cuando Hornos, solicitó su propio apartamiento, habló de decoro, pero se negó a confirmar por escrito la relación social con Macri y las visitas. Eso va a tener impacto sobre otros expedientes. Por ejemplo, Borinsky firmó varias resoluciones relacionadas con las causas del espionaje macrista. El Colegio Público de Abogados, patrocinado por Mario Filozof y Darío Musso, no sólo recusó a Borinsky sino que llegó en queja a la Corte Suprema. 

Una revisión hacia atrás provocará pedidos de nulidad en otros expedientes, como los casos:  Hotesur y Los Sauces, el Memorándum con Irán, las rutas de Santa Cruz y parte de los expedientes que estuvieron en el centro de la persecución política a la oposición durante el mandato macrista. 

También habrá impacto de la resolución en la denuncia penal presentada por el ahora ministro, Martín Soria, contra Hornos y Borinsky y en el proceso que se les sigue en el Consejo de la Magistratura.

Continue Reading
Click para comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas Noticias

Videos