Conectate con nosotros

Actualidad

Obligan a descender al equipo de fútbol femenino de Villa San Carlos por “problemas económicos”

En las últimas horas se despertó la polémica en el Celeste, con un comunicado del grupo de trabajo de fútbol femenino, que comunicó que el club tomó la decisión de no participar de la Liga Profesional por temas económicos. Lo cierto es que desde el equipo aseguran que “es una cuestión de género”.

El equipo femenino de fútbol de Villa San Carlos está atravesando una situación crítica ya que desde la comisión directiva tomaron la drástica decisión de bajar de categoría a las pibas de “la Villa”.

Los directivos argumentan que no cuentan con los recursos necesarios para solventar los gastos económicos que conlleva la profesionalización del fútbol femenino.

Ante este escenario, el cuerpo técnico y las jugadoras se pusieron en campaña para conseguir publicidad y adquirir más ingresos. Pese a eso señalaron que la dirigencia sigue firme en su decisión de hacer descender al equipo.

En diálogo con Classique, la capitana Leila Encina expresó que “fue una lucha constante la que venimos armando para permanecer en la categoría y ahora, a un mes de comenzar el torneo, nos comunican desde la dirigencia que no van a poder solventarla y que nos descienden a la primera B”, y agregó: “no lo vamos a permitir”.

Lo cierto es que las jugadoras mantenían al equipo con dinero que sacaban de su propio bolsillo. “Teníamos una compañera que era nuestra tesorera, juntabamos plata se la dábamos a ella y eso lo usábamos como pozo para pagar seguridad, ambulancia, cancha y demás”, contó Encina.

“La justificación que nos dan es en materia económica, pero creemos que no es una cuestión de plata sino una cuestión de género”, sostuvo.

Lo que trascendió en las últimas horas, es que el presidente Juan Carlos Tocci renunció y quedó a cargo su vice, Marcelo Molina. “Entre los dos nos bajaron el pulgar cuando pedimos solventarnos entre nosotras”, explicó la capitana.

Las deportistas aseguran que la decisión es, como mínimo, “injusta”. Es que gracias a su esfuerzo, compromiso y profesionalismo deportivo, el conjunto de fútbol femenino de la institución, creada en 2013, milita en la primera división nacional, a donde llegó en 2018.

Ahora las pibas de “la Villa” necesitan un sponsor que las mantenga en la categoría y por eso iniciaron una campaña para atraer patrocinadores desde su cuenta de Facebook Villa San Carlos fútbol femenino y en su Twitter.

Bajo el hashtag #LasVillerasSonDeLaA, escribieron: “Tomaron la drástica decisión de descender a la disciplina porque argumentan que no quieren/pueden solventar los gastos económicos que conlleva la profesionalización del fútbol femenino”.

Encina fue contundente al expresar que “si esto pasara con el masculino, salen corriendo a buscar un sponsor para poder continuar en la categoría”.